BRONCEADO

SOLÁRIUM UVA

Broncearse en cabina tiene una ventaja indiscutible: poder mantener un bonito color de piel durante todo el año. Es un método limpio, rápido y efectivo, incluso puede venir bien a algunas personas para paliar ciertas afecciones cutáneas como soriasis o acné. Es importante saber que hay tomar siempre precauciones y seguir unas recomendaciones básicas:

 
- Ponerse siempre productos específicos para este tipo de bronceado
- No excederse en los tiempos de exposición recomendados.
- Ponerse siempre las gafas de sol especiales para proteger los ojos.
- Nunca tomar rayos UVA si hay antecedentes de cáncer de piel en la familia.
- No crearse una adicción ni abusar del número de sesiones.

 

En definitiva, seguir las recomendaciones para conseguir un bronceado seguro y duradero.

 

BRONCEADO DHA CAÑA DE AZÚCAR (CORPORA)

Bronceado por micropulverización de DHA, un extracto 100% natural, a base de caña de azúcar, sin riesgos, que reacciona con las proteínas de la piel, generando de forma inmediata un bronceado totalmente natural, con una duración dependiendo del fototipo de piel, entre 5 y 7 días.

 

Basta 1 única sesión de 10 minutos, para lograr de forma instantánea un bronceado tan intenso como se desee. Existen tres tonalidades diferentes. La micropulverización de DHA se puede realizar en el rostro, medio cuerpo o cuerpo entero, mediante un equipo de compresor o turbina, sin necesidad de cabina.

El bronceado se aprecia de forma inmediata tras la pulverización y aumenta progresivamente durante las siguientes horas, alcanzando el tono máximo en 24 horas.

El principio activo, DHA o Dihidroxiacetona, es un derivado incoloro de la caña de azúcar, que genera una reacción natural e inmediata de oscurecimiento o bronceado, al entrar en contacto con las proteínas de la piel. Al actuar sobre la stratum corneum (la parte más exterior y superficial de la epidermis), la DHA no llega a penetrar en la piel, con lo que evitamos el riesgo de reacciones alérgicas. Es importante destacar que en este proceso no interviene la melanina.

La DHA no es un tinte ni un pigmento, por lo que cada persona consigue su bronceado natural sin rastro de coloraciones anaranjadas. Es una fórmula dermatológicamente testada e hipoalergénica.

Si bien la piel muda completamente cada 28 días, las capas superficiales (casi un 25%) se exfolian y mudan de forma natural cada 7-10 días. Ello explica que este tipo de bronceado tenga una duración máxima equivalente a la muda, en función de la hidratación y cuidados que se realicen.

El bronceadp no desaparecerá en la ducha, aunque se recomienda haberse exfoliado y duchado antes de la aplicación y esperar 24 horas hasta la próxima ducha.

Como en cualquier bronceado natural, irá perdiendo intensidad de forma gradual, con la natural descamación del estrato córneo de la piel, desapareciendo al cabo de una semana aproximadamente.